ee

sábado, 15 de mayo de 2010

Gregg Braden, parte I

He dividido las noticias sobre este hombre y sus teorias en dos partes o más según voy leyendo por el interés de sus argumentos. De nuevo podemos aceptar sus teorias y o no pero para eso hay que conocerlas y cuanto menos son interesantes.

Gregg Braden fue el primer geólogo en reconocer y evaluar que la Tierra está a punto de completar un, proceso de "inversión electromagnética de los polos".


Desde 1970, cuando él trabajaba para la Phillips Petroleum, comenzó a notar que el campo magnético de la Tierra se encontraba en su punto más bajo en 2000 años, y que continuaba en descenso. En 2002, en una entrevista dijo:

Periodista: ¿Es verdad que los polos electro-magnéticos de la Tierra están en proceso de invertirse?
Gregg Braden: Ese es un hecho ya reconocido por el mundo científico. Durante los meses de mayo, junio y julio de este año (2002) revistas como: "Nature", "Science" "Scientific American", y "New Scientist" publicaron reportes advirtiendo que nos encontramos ya en camino de una "Inversión polar".

Desde 1960 los geólogos habían encontrado evidencia de que periódicamente en la Tierra ocurre esta inversión de los polos. Analizaron las partículas magnetizadas que quedaron atrapadas en ciertas posiciones- dentro de las capas de tierra, hielo y en los fósiles. Y descubrieron que las inversiones polares ya han ocurrido catorce veces en la Tierra, durante un período de cuatro y medio millones de años.
Gregg Braden sostiene que existe una manera de orar que afecta al magnetismo de la tierra y que por tanto nuestra actitud para influir en lo que nos rodea es primordial.El descubrimiento del Gran Código Isaiah en las cuevas del Mar Muerto en 1946 ha revelado claves sobre nuestro papel en la creación que estuvieron perdidas en las ediciones del siglo 4 a.C. Entre estas claves se encuentran las instrucciones de un modelo “perdido” de orar que la ciencia cuántica moderna sugiere que tiene el poder de sanar nuestros cuerpos, traer paz duradera a nuestro mundo y, quizá, prevenir las grandes tragedias que podría enfrentar la humanidad. Cada vez que empleamos esta tecnología interna para orar, experimentamos “El Efecto Isaiah”.

En las palabras de su tiempo, las tradiciones antiguas, como las de los Escenios, nos recuerdan que cada oración ya ha sido contestada. Cualquier resultado que podamos imaginar, y cada posibilidad que seamos capaces de concebir, es un aspecto de la creación que ya ha sido creado y existe en el presente como un estado “dormido” de posibilidad. Son estas mismas probabilidades de resultados las que proveen las bases del nuevo modelo de Cadena y de la Teoría-N, y muy posiblemente, son responsables de las varias dimensiones de lo que ahora creemos nuestra creación. Desde esta perspectiva, nuestro uso y aplicación de la oración basada en los sentimientos deja de ser menos acerca de “crear” este o el otro resultado y se convierte más en “acceder” al resultado deseado que ya está creado. Mientras las antiguas y las modernas tradiciones parecen estar de acuerdo en la existencia de muchas posibilidades, los cuestionamientos han sido siempre sobre ¿cómo despertamos un resultado específico y lo hacemos real en nuestras vidas actuales? ¿Cómo podemos llamar a la posibilidad de paz en nuestro mundo, por ejemplo, o salud en nuestros cuerpos, posibilidades que ya existen, cuando los eventos de nuestro mundo parecen mostrarnos condiciones de violencia y desastre? La respuesta a esta pregunta, y la clave del Efecto Isaiah, está fundada en develar el misterio de la oración basada en el sentimiento.

Los antiguos Escenios nos recuerdan que hay una poderosa relación entre lo que pasa en nuestro mundo interior de sentimientos y las condiciones del mundo que nos rodea. Quizá increíblemente sencilla, esta relación establece que la condición de nuestra salud, nuestras sociedades, e incluso los patrones del clima, son espejos de la manera en que lidiamos con la vida interiormente. Experimentos recientes en la ciencia de las energías sutiles y la física cuántica ahora arrojan credibilidad precisamente a esas tradiciones.

A través de un lenguaje que apenas estamos comenzando a entender, Isaiah nos muestra cómo acceder a las posibilidades ya creadas de salud, paz y cooperación y traerlas a la realidad de nuestras vidas. Ya que nuestro mundo exterior de acción refleja nuestro mundo interior de sentimientos, sugiere Isaiah, lo hacemos sintiendo como si nuestras plegarias ya hubiesen sido respondidas. Es precisamente el poder de este sentimiento el que trae a la vida a nuestras oraciones. Nuevas investigaciones sugieren que cuando sentimos gratitud respecto al cumplimiento de nuestras oraciones, nuestros sentimiento producen las mismas condiciones, los campos de efecto, que atraen nuevas posibilidades en las condiciones de nuestras vidas.

LA CIENCIA DE LOS MILAGROS - GREGG BRADEN (DOCUMENTAL COMPLETO) - DIVINE MATRIX from www.libros2012.net on Vimeo.

2 comentarios:

Juana Infante dijo...

Que interesante, no había oído hablar nunca de nada de esto pero la idea de modificar lo que nos rodea con una actitud y con recogimiento y plegarias me parece fantástica y más viniendo de un científico. Al final son todos estos hombres de ciencia los que están abriendo un camino a la espiritualidad.
Un abrazo.
Davinia.

Maria Antonia dijo...

Gracias Davinia. Como está el mundo nada malo se hace con ello y sería maravilloso que fuese posible y se ganaría al menos en espiritualidad de la que estamos tan necesitados en este mundo tan hedonista.
Un abrazo.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails